marzo 11th, 2014

Luz portátil para zonas deprimidas

 

Hoy os traigo un proyecto solidario a la par que interesante, cosa cada vez mas infrecuente, relacionado con la luz y desarrollado por el arquitecto Matteo Ferroni en Mali.

Foroba Yelen (Luz Colectiva) así se llama el proyecto, consiste en la creación e implantación de farolas portátiles, que llevan luz a poblados deprimidos y sin suministro eléctrico, permitiendo que los vecinos puedan desarrollando actividades hasta ahora diurnas, en plena noche.

Las farolas, de aspecto sencillo, están hechas con tuberias e hilo de teléfono y van montadas sobre una rueda de bicicleta, lo que las hace facilmente transportables. Se cargan con energía solar y tienen una autonomía de 5 horas lo que permite extender la vida en los poblado sin suministro electrico, más allá de las hora de luz y de calor. El que sean facilmente transportables, permite además, que la luz llegue justo a los lugares en los que mas se precisa.

Leer el resto de la entrada

marzo 6th, 2014

Cajas dentro de cajas que contienen más cajas

 

Hoy os dejo el trabajo minucioso y delicado de la artista  Mariko Kusumoto, cuyas piezas conectan con esos gustos oscuros y abigarrados que me hacen amar el trabajo de gente como Svanksmayer o Joseph Cornell, bueno este me gusta bastante menos…

 

Mariko crea delicados e intrincados contenedores con forma de cajas que contienen otras y según nos adentramos en ellas se nos presentan nuevas capas de una realidad mágica que nos trasporta a otras epocas y otros lejanos lugares.

 

Sus piezas recuerdan al sistema de las muñecas rusas que encajan unas dentro de otras, pero en su caso, lo que cada pieza contiene es otra sorprendente y distinta lo que nos cautiva para seguir destapando contenedores hasta llegar al núcleo central donde se esconde un tesoro que en realidad es una joya, de las que se puede uno poner.

Leer el resto de la entrada

febrero 25th, 2014

Tejiéndose un hogar

Con tanto artista/galerías y ferias de arte que hemos tendio por Madrid esta semana, dan ganas de hacer lo que la artista Bea Camacho, tejer un capullo autoportante  y no salir de él en una temporadita.

Hay que ver cómo son capaces de manipularnos y nosotros dejarnos arrastrar a una alucinación compartida en la que parece que una ciudad como Madrid, consumida por la crisis y la miseria social y cultural, se muestra a nuestros ojos y a los de todo el mundo, como abanderada del arte más vanguardista. Tanto exceso concentrado, me parece francamente obsceno, como un orgasmo multitudinario y retrasmitido que una vez pasado nos deja sumirnos en la más profunda y terrible oscuridad.

En fin a lo que voy, que pierdo el hilo, hoy os quiero dejar la obra de una artista que no conocía y que el otro día se cruzó en mi camino virtual para alegrarme el día. Se trata, como ya he dicho, de Bea Camacho, que teje como modo de expresión de sus sentimientos, y no, no forra bolardos de la calle, gracias a dios…

 

En muchas de sus piezas performativas, las que más me interesan, la lana y el crochet son los los instrumentos de los que se vale para hablarnos del confinamiento, el aislamiento y la ausencia. La artista construye a la vista de todos, su propia envoltura, tejiendo sobre sí misma, y desde que da la primera puntada hasta que su persona desaparece completamente en ella,  graba todo el proceso sin interrupción, con una duración de unas 10 horas, en las que no deja de tejer ni un momento. De esta manera, convierte el acto de la costura en un proceso de creación de su propio medio ambiente proporcionando además archivos del proceso constructivo en el que su cuerpo va desapareciendo dentro de su cálido entorno.

 

Según nos cuenta la artista, habiendo vivido separada de su familia desde pequeña,  trata de ilustrar con su trabajo las experiencias de aislamiento creadas por esta separación física, mental o emocional, e ilustrar su particular e idealizada idea del hogar y la pertenencia.

Leer el resto de la entrada

febrero 15th, 2014

Joyería que se impone a la vida cotidiana


Hoy vuelve a colarse en el Ático el trabajo de una artista que trabaja con el cuerpo, sí, esta vez quiero dejar por aquí el extraordinario trabajo de la diseñadora de joyas Naomi Filmer, que a través de sus creaciones investiga los límites del cuerpo humano a la vez que de los materiales con los que trabaja.

Lo que pretende, no es sólo adornar, sus joyas y accesorios se vuelven interesantes cuando se trata de convivir con ellos en la vida diaria, condicionándola, puesto que muchas de sus piezas constriñen movimientos o deforman resaltando partes que suelen pasar desapercibidas. Así, cada una de sus joyas acaba convertida  en una extensión de la personalidad del que la lleva.

Sus investigaciones sobre materiales y los límites que ofrecen, le han llevado a crear piezas de carácter efímero incluso comestible, el hielo o el chocolate combinados con materiales básicos de la joyería como el oro o la plata, la han convertido en pionera de las  joyería contemporánea.

La artista cuenta de su obra cosas como esta: “El trabajo que realizo en partes ordinarias del cuerpo las cuales nunca se festejan realmente, pero en realidad no hay nada ordinario en ellas, solo ser parte de todos los individuos. Aislándolas, y creando un espectáculo fuera de su entorno, se transforman en algo extraordinario. Estoy interesada en reconocer sonidos como la respiración, no hay nada más familiar que el sonido de tu propia respiración. Si se capturan esos sonidos, se amplifican y se repiten, se convierten en algo no familiar.”

Leer el resto de la entrada

enero 20th, 2014

Casi objetos de uso cotidiano

 

Hoy lunes prefiero no intentar profundizar en temas universales y quedarme un rato en el terreno de las cosas cotidianas, esas que transformadas con inteligencia y sentido del humor puedes hacer que mínimos esfuerzos den máximos resultados.

Esa materia de andar por casa es a la que el  artistas Toni Spyra aplica su creatividad, dándole otro sentido que inevitablemente acaba conduciendo nuestros pensamientos a temas de mayor calado.

Mediante la modificación de objetos de uso cotidiano, el artista genera un nuevo punto de vista sobre las diferentes maneras de usar las cosas, contagiándonos de una sensación de familiaridad que nos vincula sentimentalmente a sus piezas.

A segunda vista, acabamos comprendiendo cómo Toni Spyra transporta sus propias preocupaciones sobre el medio ambiente y la critica social través de este tipo de piezas que son en realidad pensamientos materializados.

Muchas de sus piezas son realmente lúcidas. No os perdáis detalle.

Leer el resto de la entrada

This work is licensed under GPL - 2009 | Powered by Wordpress using the theme aav1